¿Cómo afecta el SEM al SEO?

SEM y SEO

El SEO o posicionamiento orgánico es algo difícil de conseguir, multitud de factores influyen en él y debemos trabajarlos todos si queremos competir por las primeras posiciones de los resultados de búsqueda. Sin embargo, una fantástica forma de mejorarlo puede ser usar a su hermano de pago, el SEM.

¿Qué es el SEM?

Cuando hablamos de Search Engine Marketing o SEM nos referimos normalmente a las campañas pagadas de publicidad en buscadores, aunque realmente en el SEM se puede incluir cualquier acción de Marketing realizada dentro de los buscadores, sea pagando o sin pagar.

Los propios buscadores nos proporcionan las herramientas necesarias para crear las campañas de publicidad que nos colocaran en los primeros resultados. Todos los buscadores tienen un área reservada para los anuncios publicitarios que se encuentra por delante de todos los resultados orgánicos del buscador.

Google Ads es la plataforma más conocida, la cual nos permite publicitarnos en el mayor buscador del mundo, Google. Pero todos los buscadores disponen de un espacio reservado para anunciantes que quieran hacer SEM, como por ejemplo Bing Ads o Yahoo! Search Marketing.

Cómo funciona el SEM

El SEM funciona principalmente a través de campañas publicitarias pagadas. En ellas, elegiremos qué palabras claves son las que más nos interesan para que cuando un usuario las busque acabe viendo nuestro anuncio.

Pero ojo, como no estamos solos en Internet, nuestros competidores también querrán hacer SEM y probablemente utilicen las mismas palabras claves que nosotros. Es aquí donde entra el sistema de subasta, donde estarán todos aquellos anunciantes que compitan por las mismas palabras clave.

Esta subasta, determinará quién sale en primera posición de los anuncios. Esto viene fijado por el CPC (coste por clic) máximo que hayamos determinado en nuestra campaña. Es decir, cuánto estamos dispuestos a pagar por cada clic que un usuario haga en nuestro anuncio.

Salir primero no solo depende del CPC, sino que también se tiene en cuenta el nivel de calidad de nuestro anuncio. Este nivel lo determina Google mediante factores como la relevancia de nuestro anuncio (CTR), la optimización de tu web de aterrizaje, tu historial en Google etc.

Ventajas del SEM

La utilización de campañas pagadas en buscadores tiene grandes ventajas, vamos a ver cuáles son las principales:

  • El SEM es mucho más rápido que el SEO, por lo que podremos llegar a nuestro público objetivo muchísimo antes.
  • Gracias al uso de palabras clave podremos segmentar mucho nuestro objetivo y nuestra web se mostrará solamente a personas que puedan estar interesadas en nuestro producto. Además, podremos segmentar por edad, sexo, ciudad etc.
  • Obtendremos una visibilidad rápida que no podemos conseguir de otra manera. Esto hará que nuestra marca empiece a ser reconocida por nuestros clientes potenciales.
  • Si optimizamos bien nuestras campañas de SEM, la rentabilidad será alta y recuperaremos la inversión en publicidad rápidamente.
  • Las herramientas existentes nos permiten analizar al detalle el comportamiento de los usuarios en nuestra web, por lo que podremos afinar al dedillo nuestras campañas.

Desventajas del SEM

  • La visibilidad es volátil, es decir en cuanto dejemos de pagar desapareceremos de los resultados al contrario que con el SEO.
  • La competencia es alta, por lo que tendremos que hacer una buena inversión si queremos que sirva de algo.
  • El SEM es un área muy cambiante, por lo que tendremos que estar siempre atentos a todo lo que acontece.
  • Si no somos expertos, la optimización de las campañas nos puede llevar un tiempo y por lo tanto podemos perder dinero. Es un mundo complejo en cual no es aconsejable meterse si no sabemos muy bien lo que hacemos, ya que de lo contrario le estaremos regalando nuestro dinero a Google.

¿El SEM mejora el posicionamiento orgánico?

Aunque oficialmente Google mantiene que el SEM no ayuda a posicionarse orgánicamente, la realidad en la práctica es otra, o al menos eso es lo que podemos observar cuando practicamos SEM y SEO a la vez.

Google, tiene en cuenta todos los factores relacionados con una web, por lo tanto, también tendrá en cuenta las visitas que recibamos a través del tráfico pagado, el CTR, el tiempo de retención, porcentaje de rebote, cookies etc.

No solo eso, cuando ponemos un anuncio estamos captando nuevos clientes y creando marca, por lo que si quedan satisfechos los clientes volverán a nuestra web y probablemente usando Google, en el mejor de los casos buscando incluso nuestra propia marca.

No hay una respuesta oficial sobre si el SEM tiene efecto sobre el SEO, pero desde nuestra humilde opinión creemos que sí tiene un efecto indirecto por todo los aspectos que hemos comentado.

SEM VS SEO ¿Cuál es mejor?

Esta pregunta tampoco tiene una respuesta, no porque no se sepa, sino porque ninguno es mejor que el otro. El SEO y el SEM deben ir siempre de la mano en una estrategia de marketing completa. En la mayoría de ocasiones, no debemos dejar de lado una de las dos opciones si realmente queremos que nuestra estrategia funcione.

El SEO es algo indiscutiblemente necesario para cualquiera que esté en Internet, hay que trabajarlo para conseguir un buen resultado a largo plazo. Pero el SEM debe formar parte de nuestra estrategia si queremos posicionarnos por delante de nuestros competidores ya que en muchas ocasiones no habrá más remedio que utilizarlo para conseguir nuestros objetivos.

Recuerda que si necesitas una estrategia de marketing completa y a medida puedes contactar con nosotros, utilizaremos las herramientas necesarias para que tu web y tu marca sean las primeras en los resultados de Google posicionándote por encima de tus competidores.

Redactor SEO / Copywriter en Verde Cereza.
Apasionado de las letras y el posicionamiento.

Deja un comentario